Veneciano, de 67 años, se desplazó a Costa de Marfil enamorado de una supuesta joven, pero cayó en una trampa de un grupo de bandidos, siendo liberado por la Policía