En un sobre marrón que iba dentro de la bolsa donde se han encontrado los cuadernos había un mensaje que decía "Bibliotecario, Felices Pascuas"