No es un cuento de hadas. Que es real. No con todos se brilla de la misma forma. Hay personas que te sacan chispazos, con quienes uno se siente cómodo, como ir a un bar y tomarse un trago, como andar...