Las llamas azotan la zona de la ermita de Los Verdiales, donde hace solo unos días se registró otro fuego