Mi Amado Ego,. Somos la guerra en nosotros mismos. Estamos muy lejos de lo un día fuimos.. Entre el destino y la alegría. Cosificados, aún siendo merecedores de nuestro mayor anhelo. . Mientras avanz...