Drácula, verdad y mito